17/12/2015

Autónoma y embarazada: ¿qué derechos tengo?

Ser madre trabajadora no es fácil, pero lo es aún menos cuando, a continuación, añades la palabra ‘autónoma’. Desde el momento en el que te quedas embarazada empiezas a plantearte una serie de dudas: ¿qué será mejor: coger la baja maternal entera o solo las semanas obligatorias? Durante ese tiempo: ¿qué hago? ¿Contrato a alguien para me sustituya o cierro mi negocio unas semanas? ¿Qué efectos tendrá mi decisión?

En Kredito 24 vamos a intentar ayudarte a despejar tus dudas y te mostramos a qué ayudas y derechos puedes acceder en los próximos meses, para que afrontes esta etapa con tranquilidad y con toda la ilusión que se merece.

Prestación por maternidad para autónomas embarazadas

Prestación por maternidad para autónomas embarazadasLas mujeres autónomas que se quedan embarazadas tienen derecho a una prestación por maternidad en las mismas condiciones que cualquier trabajadora del Régimen General. Uno de los requisitos principales para poder acceder a ella es estar al corriente en los pagos de las cuotas a la Seguridad Social. De lo contrario, existe un mecanismo de invitación al pago que contempla un plazo extraordinario e improrrogable de 30 días para solucionar la situación.

Además, las trabajadoras autónomas pueden optar también a la baja por maternidad a tiempo parcial, aunque en este caso tanto la percepción del subsidio como la reducción de la actividad, deberá realizarse al 50 %.

En ambos casos, las futuras madres autónomas que pertenecen al RETA tendrán que presentar una declaración que detalle la situación de su actividad, en donde concreten quién es la persona que va a gestionar el negocio del que sea titular la receptora de la prestación por maternidad o, llegado el caso, el cese temporal o definitivo en la actividad desarrollada.

La baja maternal de una autónoma dura 16 semanas. Durante ese tiempo, cobrará la prestación correspondiente según la cuota que pagaba antes de comenzar la baja, pero tendrá que seguir pagando la cuota de autónomos a la Seguridad Social.

La madre puede optar por transferir el derecho a 10 de estas 16 semanas de permiso al otro progenitor, pero, en cualquier caso, las 6 semanas inmediatamente posteriores al parto son de descanso obligatorio para la madre.

Para solicitar la baja maternal es necesario rellenar los documentos correspondientes, disponibles en cualquier oficina de la Seguridad Social, dejar libre un hueco para la fecha de parto y, cuando nazca el bebé, entregar los documentos correspondientes y tramitar la baja.

Prestación por asistencia sanitaria

La Seguridad Social reconoce a las madres autónomas las mismas prestaciones y condiciones que a las trabajadoras adscritas al Régimen General de la Seguridad Social en materia de asistencia sanitaria. Ello comprende la asistencia sanitaria tanto en casos de maternidad como en enfermedad común o profesional y accidentes, sean o no de trabajo, así como el riesgo durante el embarazo y el riesgo durante la lactancia maternal.

Además del conjunto de servicios comunes al sistema de salud (que incluyen atención primaria, atención especializada, urgencias, productos farmacéuticos, transporte sanitario…) las madres autónomas tienen a su disposición servicios complementarios para poder rehabilitarse tras el parto y poder retomar su actividad profesional.

Valora
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...
Solicita tu préstamo