Cuánto tarda una transferencia

transferencia_b

Una transferencia, según la segunda acepción de la Real Academia de la Lengua (RAE), es una “operación por la que se transfiere una cantidad de dinero de una cuenta bancaria a otra”, pero ¿cuánto tarda una transferencia? En el blog de Kredito24 te lo explicamos.

De 2012 en adelante, por ley, el plazo máximo de abono de una transferencia electrónica, en euros y dentro de la Unión Europea (en la zona SEPA, siglas en inglés de Zona Única de Pagos –Single Euro Payments Area–, que está formada por los 28 países del Espacio Económico Europeo más Suiza, San Marino, Mónaco, Islandia, Noruega y Lietchestein), es de un día hábil desde la fecha de envío del emisor. En caso de tratarse de una transferencia entre cuentas del mismo banco, puede llegar a ser efectiva incluso en horas. Y si hablamos de transferencias transfronterizas (fuera de la zona SEPA), el plazo se amplía a entre dos y cinco días.

La Ley establece un plazo de un día hábil para transferencias electrónicas dentro de la Zona Única de Pagos, SEPA por sus siglas en inglés

En este sentido, determinar cuánto tarda una transferencia de forma exacta es prácticamente imposible. Lo que sí podemos hacer es tener en cuenta cuatro factores para averiguar su plazo aproximado: el día o la fecha, la hora, la vía (que sea electrónica –online– o presencial) y la localidad.

Los cuatro factores que determinan lo que tarda una transferencia

  • La fecha: Como ya hemos dicho, las transferencias electrónicas deben de hacerse efectivas en un plazo máximo de un día hábil por ley. Esto significa que solo están sujetas a esta norma aquellas operaciones que se realizan los días laborables, aquellos en que no esté cerrado el sistema europeo de pagos, llamado TARGET. Dicho de otra manera: tardarán más de un día las transferencias electrónicas que se realicen en fin de semana o en algunos días festivos, como son el 25 y el 26 de diciembre, el día de año nuevo (1 de enero), Viernes Santo, Lunes de Pascua y el 1 de mayo.
  • La hora: Todas las entidades bancarias tienen lo que se conoce como hora de corte, cada una la suya, a partir de la cual la orden de transferencia se considera recibida el siguiente día hábil. Según Help My Cash, en una información actualizada el pasado mes de marzo, las horas de corte actuales de algunos bancos son las siguientes: La Caixa, las 11.00 horas; Banco Santander y BBVA, las 16:00 horas; Openbank, las 16:30 horas; Activo Bank, las 17:00 horas; Bankinter, las 18:30 horas; ING Direct, las 19:30 horas, y EVO Banco, las 20:00 horas.transferencia
  • La vía: La ley dicta que las transferencias electrónicas deben hacerse efectivas como plazo máximo de un día hábil dentro de la zona SEPA; en el caso de una transferencia firmada en papel, puede tardar un día más.
  • La localidad: Los festivos locales pueden afectar al plazo que tarda una transferencia en hacerse efectiva, tanto a la hora de enviar el dinero como de recibirlo.

 Tipos de transferencias

Podemos hacer dos clasificaciones de transferencias, en función del área geográfica y del plazo de ejecución. Por geografía, pueden ser:

  • Nacionales: Tanto el emisor como el receptor de la transferencia están en el mismo país.
  • Exteriores o transfronterizas: Cuando emisor y receptor de la transferencia están en distintos países. Si la transferencia es a un país fuera del SEPA, el banco emisor puede cobrar hasta un 5% adicional en concepto de comisiones.

Según el plazo de ejecución, encontramos los diferentes tipos de transferencias:

  1. Ordinarias: No hay movimiento físico del dinero y el plazo para recibir el dinero es el habitual.
  2. Urgentes u Órdenes de Movimientos de Fondos (OMF): Se abonan en la misma fecha que se emiten y se efectúan a través del Banco de España. Para poder ejecutarla es necesario tener una cuenta de tesorería en el Banco de España, pero prácticamente todas las entidades comerciales la tienen. Esta opción consiste en ordenar una transferencia urgente a nuestro banco (emisor), que a su vez emitirá la orden al Banco de España para que mueva físicamente el dinero de su cuenta en la tesorería a la cuenta del banco receptor. Su principal inconveniente es que tiene un coste elevado y además deben realizarse en horario de oficina.

Sobre las transferencias bancarias

Todas las transferencias tienen un coste, siendo en la mayoría de ellas el cliente el que lo asume. Sin embargo, hay entidades como Banco Sabadell, Evo Banco, Triodos o ING Direct que ofertan cuentas bancarias en las que las trasferencias son gratuitas.

Las transferencias dentro de la zona SEPA tienen las mismas condiciones básicas, obligaciones y derechos, independientemente de su ubicación dentro del área. Las operaciones superiores a 50.000 euros tienen un tratamiento diferente. La entrada en vigor de la SEPA en febrero de 2014 abarató el coste de las transferencias y también disminuyó los plazos dentro del área, que antes eran de dos o tres días.

Todas las transferencias tienen un coste que suele asumir el cliente, aunque hay entidades que las ofertan gratis

Las transferencias se identifican mediante un código llamado IBAN, que es una referencia alfanúmerica internacional única para cada cuenta bancaria. Según explican en BBVA, están reguladas por tres normas: la Ley 16/20019 de Servicios de Pago que está en vigor desde noviembre de 2009; la Orden EHA/1608/2010 sobre transparencia de las condiciones y requisitos de información aplicables a los servicios de pago y el Reglamento 260/2012 del Parlamento Europeo y del Consejo, que contempla los requisitos técnicos de las transferencias.

*Por favor, ten en cuenta que el contenido de este post no constituye asesoramiento financiero. Te recomendamos que consultes a tu asesor financiero personal antes de aplicar cualquier consejo o recomendación que figure en este post.