03/03/2015

Las hipotecas crecieron en 2014: ¿el fin de la crisis del ladrillo?

Terminaron, al menos de forma provisional, los datos negativos en lo que al mercado hipotecario se refiere tras siete años consecutivos de caídas. En 2014 el número de hipotecas constituidas aumentó en un 1,6% respecto a 2013 hasta llegar a más de 202.954. Al fin un dato positivo que es sinónimo claro del fin de la crisis económica en el mundo del ladrillo. Unos datos publicados el pasado 26 de febrero por el Instituto Nacional de Estadística (INE) que sirven para certificar el repunte de uno de los sectores más castigados.

Y es que el último año en el que las nuevas hipotecas aumentaron en la comparativa anual fue 2007, el último antes de que la recesión económica se instalara en los hogares españoles. A pesar de que es claro que la recuperación se empieza a reflejar en el sector, las cifras de “aquellos maravillosos años del boom de la construcción” están lejos de repetirse. En el año previo a la debacle se llegaron a firmar 1.238.890 contratos hipotecarios, un millón más de los cerrados el pasado 2014.

 

 2015-02-27_113112

 

 

 

Como ya hemos comentado, desde el año 2007 la firma de hipotecas sobre viviendas no ha parado de decrecer hasta este último, con unos 2008, 2011 y 2012 donde la reducción estuvo en torno al 32%, mientras que en 2010 la caída no fue tan acentuada, un 6,6% sobre el año anterior. 2009 con un descenso del 22,2%  y 2013 con un -27,1%  reflejaron el hundimiento total del mercado hipotecario.

Hablando de un modo más concreto y, como consejos, si lo que quieres es ir a pedir una hipoteca durante los próximos meses, debes tener en cuenta:

  1. Financiación. Si, como en la mayoría de los casos, la hipoteca te ofrece el 80% del valor de la compraventa, significa que el otro 20% (sin contar con los gastos obvios de escrituras,construction-228471_640 IVA y demás) saldrá de tu cuenta corriente. También debemos tener en cuenta que el porcentaje que se suele obtener para hipotecas de segundas viviendas rara vez es mayor al 60% sobre el total. En contraposición a esto, si la propiedad es adquirida al banco se puede llegar a obtener hasta la totalidad a invertir.
  2. ¿Cuál es un buen interés o Euribor? Si en la negociación de tu hipoteca consigues un Euribor del 2% o inferior, te puedes dar por satisfecho, has conseguido un muy buen resultado. Sin embargo, no te debes olvidar de que el contrato no incluya una cláusula suelo, ya que esta impide pagar menos cuando el Euribor cotice a la baja.
  3. Comisiones. Uno de los puntos más importantes a la hora de cerrar un contrato hipotecario se basa en la negociación de las comisiones. De novación, cancelación anticipada, de estudio y apertura o subrogación, todos los puntos son negociables… No dejes que gastos superfluos hagan que tu presupuesto se tambalee.
  4. Los bancos siempre te la van a intentar colar. Seguros, tarjetas, planes de pensiones, siendo los primeros condiciones de vinculación obligatoria que pueden hacer que tu hipoteca suba aún más de precio.
Valora
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...
Solicita tu préstamo